embarazos.org.

embarazos.org.

La importancia del contacto piel con piel en el recién nacido

Introducción

Uno de los momentos más emotivos después del nacimiento de un bebé es tenerlo en brazos por primera vez. Sin embargo, el contacto piel con piel es mucho más que un momento de ternura, es una práctica que tiene múltiples beneficios para la salud del recién nacido. En este artículo, exploraremos la importancia del contacto piel con piel en los primeros días de vida del bebé.

¿Qué es el contacto piel con piel?

El contacto piel con piel consiste en colocar al recién nacido en el pecho de la madre o el padre, en contacto directo piel con piel. Esta práctica se realiza inmediatamente después del nacimiento y se recomienda mantenerla durante al menos una hora. Durante este tiempo, el bebé está desnudo y cubierto únicamente con una manta, mientras que la madre o el padre también están semi-desnudos para que el bebé pueda sentir su piel.

Beneficios para el bebé

Regulación de la temperatura

El contacto piel con piel ayuda a regular la temperatura del recién nacido. Al estar en contacto directo con la piel de la madre o del padre, el bebé absorbe el calor corporal y, de este modo, mantiene su temperatura estable.

Mayor producción de leche materna

El contacto piel con piel estimula la producción de leche materna a través del aumento de la prolactina y la oxitocina. Estas hormonas, responsables de la producción y la liberación de la leche, se incrementan en la madre gracias al estímulo del bebé al succionar o simplemente al sentir su presencia cercana.

Fortalecimiento del vínculo afectivo

El contacto piel con piel también ayuda a crear un vínculo afectivo fuerte entre el bebé y la madre o el padre. Al sentir el calor, el olor y la voz de su ser querido, el bebé se siente seguro y protegido, lo que aumenta su confianza y su autoestima.

Mejora la calidad del sueño

Los recién nacidos que tienen contacto piel con piel suelen dormir mejor y durante más tiempo que aquellos que no lo tienen. Esto se debe a que el bebé se siente cómodo y seguro, y su sueño no se ve interrumpido por la necesidad de tener que alimentarse con frecuencia.

Estimulación sensorial y cognitiva

El contacto piel con piel también tiene un efecto estimulante sobre los sentidos del bebé. Al estar en contacto con la piel de la madre o el padre, el bebé recibe estímulos táctiles, olfativos y auditivos que le ayudan a desarrollar sus habilidades sensoriales y cognitivas.

Beneficios para la madre

Reducción del estrés

El contacto piel con piel ayuda a reducir los niveles de estrés en la madre. Al sentir la cercanía del bebé y el aumento de la producción de hormonas como la oxitocina, la madre se siente más relajada y tranquila.

Estimulación de la producción de leche

La estimulación de la prolactina y la oxitocina también ayuda a la madre a producir más leche y a liberarla con mayor facilidad.

Fortalecimiento del vínculo afectivo

Al igual que en el caso del bebé, el contacto piel con piel ayuda a crear un vínculo afectivo fuerte entre la madre y el bebé.

Alivio del dolor

El contacto piel con piel también puede ayudar a aliviar el dolor después del parto. La liberación de hormonas como la oxitocina y la endorfina, que tienen efectos analgésicos en el cuerpo, puede ayudar a reducir la sensación de dolor.

Reducción del riesgo de depresión posparto

El contacto piel con piel también se ha relacionado con una reducción en el riesgo de depresión posparto en las madres. Al sentirse conectadas y cercanas a sus bebés, las madres experimentan una mayor sensación de bienestar emocional.

Conclusión

En conclusión, el contacto piel con piel es una práctica muy beneficiosa tanto para el bebé como para la madre. Desde la regulación de la temperatura hasta el fortalecimiento del vínculo afectivo, los beneficios son numerosos y están ampliamente documentados. Es importante que tanto la madre como el padre tengan la oportunidad de practicar el contacto piel con piel desde el momento en que nace el bebé, de modo que puedan aprovechar plenamente sus beneficios para la salud y el bienestar.