embarazos.org.

embarazos.org.

Alternativas naturales a la anticoncepción hormonal

Alternativas naturales a la anticoncepción hormonal

Cada vez son más las mujeres que prefieren evitar el uso de anticonceptivos hormonales para controlar su fertilidad. Los motivos pueden ser varios, desde la posibilidad de efectos secundarios no deseados, hasta la preocupación por los impactos ambientales de los residuos de estos medicamentos en el agua. En este artículo, exploramos algunas alternativas naturales a los métodos anticonceptivos hormonales más conocidos.

Método de la ovulación

Este método se basa en el seguimiento de los ciclos menstruales para determinar los días en los que una mujer es más fértil. Conocida también como la técnica del calendario, implica registrar la duración y la frecuencia de los ciclos menstruales y determinar el día en que se prevé que se produzca la ovulación. En general, se considera que el periodo fértil comienza unos cinco días antes de la ovulación y termina en el día de la ovulación. Para ser efectivo, este método requiere que la mujer mantenga un seguimiento preciso de sus ciclos menstruales, lo que puede ser más difícil para aquellas con ritmos menstruales irregulares.

Método sintotérmico

Este método combina la observación del ciclo menstrual con la medición diaria de la temperatura basal y la evaluación de la calidad del moco cervical. La temperatura basal es la temperatura corporal en reposo después de un periodo de sueño y se mide con un termómetro especial. La calidad del moco cervical cambia durante el ciclo menstrual, mostrando características distintivas en los días fértiles y no fértiles. Al compilar estos tres datos, una mujer puede determinar con mayor precisión sus días fértiles y usar anticonceptivos de barrera o abstenerse de relaciones sexuales durante estos días.

Método de la lactancia

Este método se basa en la supresión natural de la ovulación que ocurre cuando una mujer está amamantando a su bebé. La lactancia materna exclusiva y frecuente puede inhibir la producción de hormonas reproductivas y postergar la ovulación. Para ser efectivo, este método requiere que la madre amamante a demanda durante todo el día y la noche, evitando los biberones y la introducción temprana de alimentos sólidos al bebé.

Copas cervicales

Las copas cervicales son dispositivos de silicona o goma que se colocan sobre el cuello uterino para evitar la entrada de espermatozoides. A diferencia de los tampones, que se colocan en la vagina, las copas cervicales no absorben el flujo menstrual y pueden ser reutilizables. Aunque algunos estudios han encontrado que las copas cervicales pueden ser tan efectivas como los anticonceptivos hormonales, su uso puede ser más difícil para algunas mujeres y no protegen contra las infecciones de transmisión sexual.

Conclusión

Hay muchas opciones para las mujeres que buscan alternativas naturales a los anticonceptivos hormonales. Cada una de las opciones mencionadas en este artículo tiene sus ventajas y desventajas, y es importante que cada mujer hable con su médico para decidir qué opción es la mejor para ella. Los métodos naturales no son siempre efectivos al 100%, y el uso constante y correcto de los anticonceptivos es esencial para prevenir embarazos no deseados.